Gracias por todo lo que he recibido, por todas las veces que fui librado del peligro. Gracias por que mi corazón conoció la paz de tu presencia. Gracias por que fui liberado de terribles cadenas. Por favor te suplico Virgen de Guadalupe intercede por mi, por mi salud y bienestar. Prometo, ayudado por la divina gracia de nuestro Señor Jesucristo estar siempre agradecido y buscar ser motivo de alegría para mi progimo y dar testimonio de que el camino, la verdad y la vida es Cristo Rey, nuestro Señor.